jueves, 6 de octubre de 2011

Limpieza de obra de cerámica

Desde decoracional queremos ofrecer no sólo alternativas decorativas, sino también informaciones básicas de instalación que nos lleven al éxito de los proyectos.
Uno de los elementos básicos en la colocación de baldosas cerámicas es el rejuntado.
Definimos así al proceso en el que rellanamos las juntas o espacios entre baldosas. Dichos espacios nos han permitido una adecuada instalación y la durabilidad del alicatado o solado frente a los movimientos de dilatación y contracción.
Tiempo atrás, en continuidad con la utilización de morteros de cemento in situ como único adhesivo de los azulejos, se finalizaba la instalación con el mismo polvo de cemento, aunque de forma muy diluida.
Esta práctica es hoy día un recurso muy limitado frente a las posibilidades que nos ofrecen los morteros de rejuntado porcelánico.
Muy recomendable Kerakoll Fugabella, por su calidad y durabilidad.
Estos nos garantizan un nivel de finura de grano muy alto (muy importante para colocación con junta muy estrecha), y una elevada resistencia es impermeabilidad de la junta.
Finalmente, desde el punto de vista estético es fantástico el amplio abanico de colores que las juntas porcelánicas ofrecen. Casi parece una carta RAL ¡¡¡


Pero incluso con todas estas ventajas son habituales los problemas de un mal rejuntado.
Una correcta instalación del rejuntado sigue estos pasos:
- formación de la colada mezclando la junta en polvo con agua formando una base líquida
- extendemos en toda la baldosa con llana de goma
- retiramos en húmedo con esponja mojada en agua limpia el máximo de material sobrante
renovamos la limpieza de la esponja en cubo de agua limpia, tantas veces como sea necesaria
- dejamos endurecer la junta unos 20-30 minutos hasta que al contacto comprobamos su firme consistencia. En ese momento limpiamos con esponja húmeda todo el alicatado
- a las 24-48 horas y tras comprobar su fraguado y endurecimiento final, aplicamos limpieza con detergente ácido (por ejemplo Fila Deterdek) para atacar los restos cementosos.
tras aplicar diluido y dejar actuar unos 20 minutos, limpiamos con agua limpia abundante
En caso de seguir detectando la presencia de manchas cementosas repetir el proceso de limpieza con detergente ácido limpia cementos.
¿ que puede ocurrir con los restos de cemento o rejuntado ?
- cambio de tonalidad o aspecto de la cerámica
- manchas desiguales en el paño cerámico
- formación de manchas al reaccionar los restos cementosos con líquidos como agua, lejias, detergentes, grasas

Desde decoracional consideramos imprescindible un adecuado rejuntado y una limpieza de obra exitosa para garantizar la calidad del revestimiento instalado.

De interés

No hay comentarios:

Publicar un comentario